Archivos de la categoría ‘2013’

Leemos:

MUNDO OBRERO

UNA LUCHA QUE LLEVA MÁS DE DOS SEMANAS

Nicolás del Caño pasó la Nochebuena con los municipales en lucha de Lavalle

25 DEC 2013

arton24545

El diputado nacional del PTS en el Frente de Izquierda, Nicolás del Caño, suspendió su presencia en el encuentro familiar de las fiestas navideñas para acompañar en la cena de Nochebuena a los empleados de Maestranza del Municipio de Lavalle, que llevan más de dos semanas en conflicto. Del Caño señaló: “El lunes 23 los trabajadores fueron recibidos sin ningún tipo de propuesta seria por parte del municipio. El reclamo de los empleados es mínimo: un aumento de emergencia de dos mil pesos y el pase a planta del personal contratado. Sin embargo, estos funcionarios políticos que cuentan con sueldos privilegiados que superan holgadamente el costo de la canasta familiar pasarán estas fiestas celebrando indiferentes frente al reclamo de obreros que cobran sueldos de que van de los 1.500 a los 2.700 pesos y llevan hasta dieciocho años como contratados; nosotros estuvimos con los municipales que permanecen en su puesto de lucha junto a sus familias. Exigimos que el Gobierno provincial intervenga inmediatamente para atender el reclamo de los trabajadores. Llamamos a todas las organizaciones de trabajadores y estudiantes a organizar una gran movilización de apoyo a los compañeros”.

Contacto:

Nicolás del Caño (0261) 470 6345 | @NicolasDelCano | Página oficial

Prensa FIT Mendoza: (0261) 245 6001

 

Y en el diario Los Andes:

Del Caño brindó con los municipales lavallinos en huelga

El diputado nacional llegó en Nochebuena para solidarizarse con los trabajadores que seguían con la medida de fuerza. Desde ATE prometieron repercusiones en Buenos Aires.

Edición Impresa: jueves, 26 de diciembre de 2013

gal-574562

Cinthia Olivera – colivera@losandes.com.ar

Mientras la manifestación de los municipales en Lavalle espera definiciones, desde ATE buscan dar proyección nacional al conflicto, con la intención de que “replique en otras comunas”.

Así quedó demostrado durante la misma celebración de Navidad, cuando el diputado nacional Nicolás del Caño (FIT) se acercó a brindar con los trabajadores de maestranza en protesta.

Pero la presencia del referente de izquierda no fue la única, sino que también el martes estuvo Hugo Godoy, secretario general adjunto de ATE nacional. Aunque por separado, ambos reclamaron la intervención del gobernador Francisco Pérez.

“Si no hay solución, el próximo paso será una manifestación frente a la Casa de Mendoza en Buenos Aires”, señaló Godoy, quien justificó su visita: “Vine para apoyar a los trabajadores de Lavalle ya que el conflicto tiene implicancia en todos los trabajadores de la provincia y del país”.

Por su parte, Del Caño suspendió “su presencia en el encuentro familiar” navideño para estar con los empleados de maestranza lavallinos durante la noche del martes. El diputado, en varias ocasiones, había reiterado su apoyo a los trabajadores y el Frente de Izquierda estuvo presente en las distintas manifestaciones a través de las legisladoras provinciales Cecilia Soria y Noelia Barbeito.

“Los funcionarios políticos, quienes cuentan con sueldos privilegiados que superan holgadamente el costo de la canasta familiar, pasarán estas fiestas celebrando indiferentes frente al reclamo de obreros que cobran sueldos que van de los 1.500 a 2.700 pesos y llevan hasta 18 años como contratados”, señaló Del Caño al momento de comunicar su presencia en el brindis comunitario de Nochebuena, y exigió: “El gobierno provincial debe intervenir inmediatamente”.

Por su lado, los trabajadores de ATE rechazaron el pedido que se les hizo de la comuna de “levantar la medida de fuerza” y continuaron con sus reclamos, con Nochebuena y Navidad incluidas. Además del brindis atípico, la “lucha” incluyó en sus dos semanas de duración cortes de ruta, denuncias de represión y escraches en la puerta de la casa de l intendente Roberto Righi (PJ).

“Ellos nos pidieron que, de voluntad, dejáramos el conflicto, cuando en realidad se tendrían que haber acercado con una propuesta concreta. Luego de una reunión de 4 horas pudieron entender en parte nuestra postura y el viernes nos acercarán su oferta. Mientras tanto nosotros seguimos”, señaló Carlos Simón, secretario gremial de ATE.

Mientras tanto, mañana culmina el cuarto intermedio pendiente desde el lunes, día en que las partes contendientes se sentaron por primera vez cara a cara en la búsqueda de un acuerdo. De aquel encuentro no surgió nada más que la reunión pautada para mañana, y la expectativa gira en torno a que la comuna dirigida por Righi acerque una propuesta a los trabajadores de maestranza lavallinos.

Este sector, nucleado en ATE, es el que se mantiene radicalizado sin aceptar el ofrecimiento que el municipio lavallino hizo la semana pasada de 500 pesos a partir de enero y hasta la discusión en paritarias.

La oferta salarial abrió en su momento las aguas entre quienes aceptaron la propuesta (trabajadores pertenecientes a la Federación de Sindicatos Municipales) y entre quienes no declinan del reclamo original por 2 mil pesos y un cronograma de pase a planta permanente del personal contratado.

Leemos hoy en Parlamentario:

El Frente de Izquierda y de los Trabajadores (FIT) presentó su primer proyecto en la Cámara de Diputados, que consiste en una declaración de repudio por la condena a los trabajadores petroleros de Las Heras por el asesinato del policía santacruceño Jorge Sayago.

“El proyecto de declaración repudia enérgicamente la condena dictada el 12 de diciembre de 2013 por el Tribunal Número 1 de Caleta Olivia, provincia de Santa Cruz, contra nueve trabajadores petroleros de la ciudad de Las Heras, en una causa armada y plagada de irregularidades procesales que incluyeron testimonios arrancados bajo tortura”, señaló el FIT en un comunicado.

La iniciativa lleva la firma de los diputados nacional Nicolás del Caño (PTS), Néstor Pitrola (PO) y Pablo López (PO).

El Tribunal Oral Criminal de Caleta Olivia condenó el 12 de diciembre a reclusión perpetua a tres de los once acusados por el crimen del policía Sayago, perpetrado en 2006 tras una protesta de trabajadores petroleros.

Los condenados a prisión perpetua son tres petroleros: Hugo González, Inocencio Cortez y José Rosales, mientras que también fue declarado responsable como coautor del hecho Franco Padilla, aunque sin condena porque era menor de edad al momento del crimen.

Los tres condenados a perpetua permanecerán en libertad según lo dispusieron los jueces, hasta tanto quede firme la sentencia, mientras que los abogados defensores ya adelantaron que apelarán.

A Pablo Mansilla, Carlos Mansilla, Daniel Aguilar, Néstor Aguilar y Rubén Bach, también los condenaron a cinco años de prisión por coacción agravada, mientras que a Darío Catrihuala, a cinco años como partícipe necesario de lesiones graves.

En tanto, los jueces Humberto Monelos, Cristina Lembeye y Pablo Olivera absolvieron a Juan Pablo Bilbao y Alexis Pérez.

Sayago murió tras una revuelta de petroleros realizada frente a la Alcaidía de Las Heras, donde los manifestantes armaron una revuelta pidiendo la liberación de su líder Mario Navarro, y su crimen provocó la posterior caída del gobernador de Santa Cruz, Sergio Acevedo.

En el proyecto, los diputados del FIT exigen que se revea la situación judicial de los petroleros condenados y proponen a la Cámara un pronunciamiento “contra la criminalización de la protesta social”.

“Los diputados del Frente de Izquierda vienen acompañando a los trabajadores petroleros perseguidos en su lucha no sólo con la presentación de este proyecto sino con la presencia física tanto en Las Heras como en Caleta Olivia, en la jornada en que se dictó la sentencia, donde se hicieron presentes para apoyar y expresar toda la solidaridad con la lucha de los petroleros”, señalaron los parlamentarios en un comunicado conjunto.

“Es necesario redoblar esfuerzos en la campaña por la absolución de los trabajadores luego de la condena y convertirla en una bandera nacional que sea tomada por las organizaciones obreras, estudiantiles y de derechos humanos de todo el país”, planteó el diputado Del Caño (Mendoza).

Leemos en el diario Los Andes:

Los municipales de Lavalle protestarán en Nochebuena con Del Caño

int-572752Los empleados de maestranza que siguen bajo la medida de fuerza hará una cena comunitaria esta noche como parte del conflicto que mantienen desde hace dos semanas. El diputado Nicolás del Caño dijo que suspenderá su encuentro familiar para ir a apoyar a los trabajadores.

Cinthia Olivera – colivera@losandes.com.ar

La manifestación de los municipales en Lavalle suma un capítulo aparte con su “edición Navidad”. El grupo de trabajadores manifestados decidió organizar una cena comunitaria para la Noche Buena como parte de la medida de fuerza que cumple su segunda semana. A la convocatoria se sumará el diputado nacional de Izquierda, Nicolás del Caño, quien manifestó que suspenderá “su presencia en el encuentro familiar” para estar con los trabajadores de maestranza lavallinos.Este sector de trabajadores, nucleado en ATE, es el que se mantiene radicalizado sin aceptar el ofrecimiento que el municipio hizo la semana pasada de 500 pesos a partir de enero y hasta la discusión en paritarias.

La oferta salarial abrió en su momento las aguas entre quienes aceptaron la propuesta (trabajadores pertenecientes a la Federación de Sindicatos Municipales) y entre quienes no declinan del reclamo original por 2 mil pesos y un cronograma de pase a planta permanente del personal contratado. Así los trabajadores se preparan para “brindar todos juntos” esta noche, como parte de un reclamo que espera novedades el viernes que viene, día en el que la comuna dirigida por el Intendente Roberto Rigui acercará una propuesta.

El arribo a ese día se da luego de semanas de conflictos que incluyen cortes de ruta, denuncias de represión, manifestación en la puerta del líder comunal y, finalmente, una reunión que tuvieron ayer.

En aquel encuentro se vieron por primera vez cara a cara las partes involucradas y la principal conclusión fue la reunión del 27 próximo.

Bajo este contexto se entiende la cena de esta noche como parte de la manifestación. La “celebración” comunitaria será la respuesta que darán desde ATE Lavalle al pedido que le hizo la comuna de levantar la medida de fuerza.

“Ellos nos pidieron que, de voluntad, dejáramos el conflicto, cuando en realidad se tendrían que haber acercado con una propuesta concreta. Luego de una reunión de 4 horas pudieron entender en parte nuestra postura y el viernes nos acercarán su oferta. Mientras tanto nosotros seguimos con la manifestación”, señaló Carlos Simón, secretario gremial de ATE.

Una de las figuras que seguramente le dará un peso aparte al reclamo es la concurrencia de Del Caño. El diputado ha seguido el conflicto desde Buenos Aires y el Frente de Izquierda ha estado presente en las distintas manifestaciones a través de las legisladoras provinciales Cecilia Soria y Noelia Barbeito. Por eso, en este turno, se suma el referente principal.

“Los funcionarios políticos, quienes cuentan con sueldos privilegiados que superan holgadamente el costo de la canasta familiar, pasarán estas fiestas celebrando indiferentes frente al reclamo de obreros que cobran sueldos de que van de los 1500 a 2700 pesos y llevan hasta 18 años como contratados”, señaló Del Caño y convocó: “Llamamos a todas las organizaciones de trabajadores y estudiantes a organizar una gran movilización de apoyo a los compañeros”.

La vergüenza nacional…

Publicado: diciembre 24, 2013 de Demian Paredes en 2013, Actualidad, Capitalismo 100%, Debates, FFAA, Izquierda

policia_federal_3

… es (como cantamos siempre) la Federal, por supuesto; y no es la única: no es un (o una) policía, es toda la institución. (Ahí tuvimos la brutal experiencia de los motines y saqueos –promovidos y directamente hechos- de las policías provinciales… para no ponernos a recordar los casos de gatillo fácil en el conurbano, las desapariciones de Luciano Arruga y Julio López, etc., etc., etc. ¡Y luego hay “izquierdas” que quieren que los cobanis tengan “sindicatos”! ¡Y hasta proponen “hacer un trabajo socialista” dentro de ellos y de las instituciones policiales!!! –respecto a la nota de Alejandro Guerreo en Prensa Obrera, que plantea esto, pueden leer este post del compañero Dainel de ZonaNorte–.)

Ahora, la noticia. (Y hojaldre con protestar por estar hs. y días sin luz, que en vez de cañitas voladoras se puede terminar recibiendo un tiro –o dos– “escapado” del revólver de algún cana…)

Leemos hoy en Télam:

EN AVENIDA DIRECTORIO Y QUIRNO

Balearon a un hombre cuando realizaba un piquete en reclamo por los cortes de luz en Flores

Un hombre fue herido de dos tiros en el pecho cuando realizaba un piquete en reclamo por los cortes de luz en el barrio porteño de Flores, y por el hecho fue detenido un cabo de la Policía Federal, que fue pasado a servicio pasivo.

El cabo del Cuerpo de Policía de Tránsito detenido acusado de haber baleado a un vecino que realizaba un piquete por el corte de luz en el barrio porteño de Flores, fue pasado a servicio pasivo por orden del jefe de la Policía Federal, Román Di Santo, informaron fuentes de esa fuerza.

Se trata del cabo Nicolás Encinas, quien primero le dijo a los policías de la comisaría 38a. que lo detuvieron que el vecino había querido robarle, pero luego admitió que quiso sacar su pistola calibre 9 milímetros particular para asustarlo y que se le escapó el tiro que hirió a Angel Duarte.

El hecho ocurrió pasada la medianoche en la esquina de la avenida Directorio y Quirno, en el barrio de Flores, y el hombre baleado fue identificado como Angel Duarte, de 40 años y remisero, quien permanecía esta mañana internado en el Hospital Piñero, donde fue operado.   Según los investigadores, todo comenzó pasadas las 23.45 de anoche cuando un grupo de vecinos se concentró en esa esquina para reclamar por los cortes de energía que afectaba en la zona desde hacía varias horas.

Mientras los vecinos se concentraban y detenían el paso de los autos, un hombre que se movilizaba aparentemente en un Renault Clío gris extrajo un arma de fuego y disparó contra los vecinos en dos oportunidades.

Los dos balazos impactaron en el cuerpo de Duarte, quien cayó al piso malherido, dijeron las fuentes y los vecinos que se hallaban en el lugar protestando.

El hombre fue auxiliado por una ambulancia del SAME y trasladado al Hospital Piñero, donde fue operado y permanece internado en observación.

En tanto, los vecinos denunciaron que el agresor se escapó del lugar en su auto pero regresó pocos minutos después y estacionó a una cuadra de distancia, pero la maniobra fue advertida por testigos que dieron aviso a la policía.

Efectivos de la comisaría 38a. lograron la detención del presunto agresor, identificado como Nicolás Encinas, un cabo de la policía federal que presta servicios en el Cuerpo de Policía de Tránsito, quien quedó alojado en una celda de esa dependencia a disposición de la jueza de instrucción porteña número 28, María Rita Acosta.

Leemos hoy en Clarín:

POR MARTÍN BRAVO

IMG_20131221_112829En la Plaza, sectores de izquierda dijeron que “se criminaliza la protesta social”.

21/12/13

La reinvindicación de las violentas jornadas del 19 y 20 de diciembre de 2001 que marcaron el fin de la Alianza, el rechazo a los autoacuartelamientos policiales y el pedido de absolución de los tres condenados a cadena perpetua por el asesinato del oficial Jorge Sayago. Sobre esos ejes giró la marcha a Plaza de Mayo convocada por el PTS y otras organizaciones de izquierda, además de la Coordinadora contra la Represión Policial e Institucional (Correpi), organismos de derechos humanos, comisiones internas y centros de estudiantes. También hubo un fuerte repudio al ascenso del jefe del Ejército, César Milani, y cuestionamientos a la “criminalización de la protesta social” y al “ajuste en marcha” del Gobierno.

“Aumento para los trabajadores, no para los represores”, apuntaba la bandera que llevaron en la cabecera de la marcha -partió desde 9 de Julio y Avenida de Mayo- Myriam Bregman, Christian Castillo y Nicolás del Caño (PTS), María del Carmen Verdú (Correpi), Rubén Saboulard (Asamblea del Pueblo) y Enrique Fukman (Asociación Ex Detenidos Desaparecidos), entre otros.

“Viva la rebelión popular del 2001”, esperaba otra consigna sobre el escenario montado en un borde de la Plaza, sobre Bolívar. “Absolución para los petroleros de Las Heras”, también se repitió como exigencia en los discursos, cánticos y banderas.

“Aumento, aumento, a los trabajadores y no a los policías que son todos represores”, entonaron las columnas de militantes, y también le dedicaron a la Presidenta: “Mirá Cristina, qué popular, es el Gobierno con más presos por luchar”. Los discursos reforzaron esos ejes, con el impulso de un “paro nacional contra el ajuste y el saqueo”.

“Los Kirchner perfeccionaron el aparato policial para criminalizar la protesta, éste es el Gobierno que más ha reprimido en los últimos 30 años. Hubo 21 muertos en movilizaciones y manifestaciones populares, militalizaron los barrios, avanzaron con leyes antiterroristas y el espionaje”, abrió Verdú la lista de oradores. Alejandrina Barry, del CeProDH, cuestionó el ascenso de Milani: “No fue sólo una provocación , sino un mensaje a los luchadores: el intento de que las Fuerzas Armadas serán otra vez protagonistas de la represión interna”.

“La receta de este gobierno es lo que haría cualquier gobierno neoliberal. Los trabajadores estamos demostrando que no vamos a tolerar el ajuste”, dijo Castillo. Y en un comunicado denunció que el Gobierno acordó “con las mafias policiales”.

Cerró Ramón Cortés, uno de los condenados a cadena perpetua: “Somos inocentes, fue un juicio armado. Lo único que se demostró fueron las torturas a los que declararon en contra nuestro”. No hubo incidentes. Unos diez encapuchados se acercaron en el inicio y enseguida los apartaron los que participaban de la marcha.

Y en Crónica:

A 12 años del estallido del 2001

61847_204228_650x420

Se cumple un nuevo aniversario de la trágica jornada del 19 y 20 de diciembre. La crisis social, económica y política dejó 38 muertos en todo el país y marcó la caida del gobierno deFernando De la Rúa. 

Las conmocionantes jornadas del 19 y 20 de diciembre del 2001, cuando la crisis social, económica y política dejó 38 muertos en todo el país y derribó el gobierno de Fernando De la Rúa, apenas figuran este viernes en las redes sociales, aunque se mantiene vivo en el recuerdo de los protagonistas y familiares de víctimas, que esperan en febrero el inicio del juicio.

Así, familiares de los muertos y los centenares de heridos y lesionados por la Policía Federal en cercanías de la Plaza de Mayo en aquellas jornadas, tienen algo en la mano: el inicio el 24 febrero del juicio oral y público para determinar responsables de la masacre.

En tanto, una marcha convocada por decenas de agrupaciones de izquierda y organismos defensores de derechos humanos convocaron a una marcha desde la avenidas de Mayo y 9 de Julio “A 12 años de la Rebelión Popular”.

Del total de víctimas del 20 de diciembre, cinco pertenecen al ámbito porteño y tras dilaciones y esperas el pasado 30 de octubre el Tribunal Oral Federal (TOF) número 6 anunció que el 10 de febrero comenzará el juicio oral y público en Comodoro Py.

De hecho los querellantes por los homicidios de Gastón Riva, Carlos Almirón, Diego Lamagna, Alberto Márquez Ariel Benedetto, más los centenares de heridos y lesionados exigieron el 17 de octubre al tribunal, en un reclamo conjunto, terminar “con dilaciones y chicanas” y fijar fecha de inicio del juicio.

Antes que terminara el mes los jueces José Martínez Sobrino, Javier Anzoategui y Rodrigo Giménez Uriburu anunciaron que el 24 de febrero próximo comenzará en Comodoro Py un proceso judicial en el que se espera la declaración de más de quinientos testigos.

Entre ellos estará Héctor “el Toba” García, que el 20 de diciembre del 2001, como tantos miles salió a la calle a defender a las Madres de Plaza de Mayo de la montada de la Policía Federal y terminó salvando la vida a Martín Galli, un joven con rastas que cayó bajo las balas de un grupo operativo.

“Tengo sensaciones encontradas, por un lado la emoción de saber que puse un granito de arena en la construcción a un costo elevado de un país mejor. Por otra parte, no creo para nada en esta justicia que va contra los intereses del pueblo” dijo García desde Ezeiza.

Se quejó que la historia “se sigue reiterando” y criticó a “la maldita policía acuartelada que en pocas horas provocó muertos. A esta altura de mi vida, tengo 60 y he visto mucho así que les pido dejenme dudar y decir que no les creo”.

Y la vida sigue

Muchos protagonistas de ese fatídico día siguen con su vida, como el caso del mencionado Martín Galli, el chico de las rastas que hace 12 años estaba tirado frente a un edificio de Carlos Pellegrini y Sarmiento sangrando y casi muerto y hoy, justo hoy rendía la materia “Argentina Contemporánea, de los 70 al 2001”.

“Como para que me vaya mal ¿no?” dijo minutos antes de presentarse a la mesa de exámen.

Precisamente él, junto con otros tantos heridos, inició reclamos judiciales que esperan ahora la llegada del juicio el 24 de febrero, cuando el Tribunal Oral Federal número 6 dará inicio al juicio oral y público a los responsables políticos y jefes policiales de la masacre del 20 de diciembre de 2001.

En el banquillo de los acusados estarán, entre otros, el ex secretario de Seguridad Enrique Mathov y el ex jefe de la Policía Federal Rubén Santos, sobre quienes pesa la acusación por los homicidios y lesiones.

Para Federico Efron, abogado del Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) dijo al respecto del juicio que “más allá de la cuestión de la importancia del proceso para la historia argentina está el hecho que es algo muy esperado por víctimas y familias. Se demoró mucho”.

Por otra parte remarcó que toda la acción desatada por las fuerzas policiales, bajo la responsabilidad del gobierno de Fernando De la Rúa, “fue represión de la protesta social. Era el pueblo manifestándose en la calle. No fue un operativo más ni homicidios comunes”.

“Acá la discusión de fondo es el derecho a la protesta que tiene el pueblo y la respuesta represiva del Estado que hubo entonces”, dijo el letrado del Cels.

Respecto del sobreseimiento del expresidente Fernando de la Rúa, cuyo gobierno cayó ese día, y el pedido de los querellantes para que sea enjuiciado, Efron reveló que “hace pocos días llegó este trámite ante la Corte Suprema de Justicia. No perdemos las esperanzas que hay justicia”, dijo.

Télam

* Leemos en Página12 hoy:

ACTO A DOCE AÑOS DE LA REPRESION DEL 19 Y 20 DE DICIEMBRE DE 2001

Homenaje en la Plaza de Mayo

Lo convocaron el PTS, la Correpi y otras organizaciones. En el cierre hablaron los trabajadores condenados de Las Heras.

Por Adriana Meyer

En el cierre del acto en Plaza de Mayo convocado por el Partido de los Trabajadores Socialistas (PTS), la Coordinadora contra la Represión Policial e Institucional (Correpi) y un centenar de organizaciones políticas, sindicales, estudiantiles y de derechos humanos para “rendir homenaje a los 38 caídos por las balas policiales” del 19 y 20 de diciembre de 2001, toda la expectativa estaba en las palabras de los trabajadores condenados de Las Heras, cuya absolución fue una de las consignas. “Nos dieron perpetua, nos quisieron quebrar, pero no estamos de rodillas delante de ningún juez ni de ningún gobierno. Por haber salido a luchar contra el Impuesto a las Ganancias sufrimos torturas, tanto que hoy tuve que ir al hospital porque no aguanto más el dolor por los golpes que me dieron”, dijo Ramón Inocencio Cortés, condenado hace una semana por el crimen del policía Jorge Sayago.

“Nos quisieron disciplinar con este juicio armado en base a testimonios obtenidos bajo tortura, pensaron que les íbamos a pedir perdón a esos represores que martirizaron a tantos de nosotros, pero esto sigue hasta la absolución de ellos y de los 6500 procesados de todo el país”, dijo el hermano de Darío Catrihuala, otro de los condenados. El diputado provincial del Frente de Izquierda Christian Castillo (PTS) había explicado que “los gobiernos cedieron (ante los reclamos policiales) porque a los represores hay que tenerlos listos para atacar la lucha de la clase trabajadora, por eso exigimos aumento para los trabajadores, no a los represores”, y apuntó que “si en 2001 pudieron contener a la movilización, hoy la clase obrera se viene recuperando, y con los más de un millón de votos del FIT hay que avanzar en la construcción de un gran partido de trabajadores revolucionario”. La marcha partió desde 9 de Julio y Avenida de Mayo, donde María del Carmen Verdú (Correpi) dijo: “Reivindicamos la rebelión popular y honramos a nuestros muertos, comprometiéndonos a hacerlo de la única forma en que podremos vencer al enemigo, con más organización y más lucha”. Fue ante la placa que recuerda a Carlos “Petete” Almirón, asesinado en diciembre de 2001.

* Y en en otro diario:

La izquierda marchó contra la protesta policial y pidió aumentos

Marcó diferencias con los sectores que se habían movilizado el jueves con la CTA de Micheli; recordaron a las víctimas de 2001 y reclamaron mejoras salariales inmediatas

Por Aurelio Tomás  | LA NACION

“Aumentos para los trabajadores, no para los represores” fue una de las principales consignas que movilizó ayer a más de una veintena de organizaciones de izquierda hacia la Plaza de Mayo.

En los casi 3000 militantes movilizados y en los discursos de 22 referentes de las organizaciones que adhirieron al acto se mezclaron proclamas referidas al aniversario de “la rebelión de 2001”, el recuerdo de las víctimas de la represión policial de los días 19 y 20 de diciembre de ese año, y el pedido de liberación o desprocesamiento de sindicalistas, piqueteros y dirigentes sociales. Se pidió, así, por los trabajadores petroleros de Las Heras, condenados por la muerte del policía Jorge Sayago o el líder de Quebracho Fernando Esteche, detenido el 3 de diciembre. También hubo un fuerte reclamo por mejoras salariales urgentes y el repudio al ascenso del jefe del Ejército, teniente general César Milani.

“Los Kirchner supieron aceitar como nadie los mecanismos judiciales para encarcelar luchadores y tercerizaron la represión, como ocurrió en el asesinato de Mariano Ferreyra en manos de una patota sindical”, declaró María del Carmen Verdú, referente de la Coordinadora contra la Represión Policial e Institucional (Correpi), desde el palco montado sobre la calle Bolívar. Recordó, también, a los “38 caídos por la represión policial” hace 12 años, y denunció que la mayoría de los autores materiales “siguen libres”.

A su turno, Alejandrina Barry, referente del Centro de Profesionales por los Derechos Humanos, criticó el ascenso de Milani: “Otro genocida más a cargo del Ejército, puesto por un gobierno que se reclama defensor de los derechos humanos”.

DIFERENCIAS

El mayor número de movilizados había sido aportado por el Partido de los Trabajadores Socialistas (PTS), que integra el Frente de Izquierda, la gran sorpresa de la elección legislativa, junto al Partido Obrero (PO) e Izquierda Socialista (IS). Los organizadores se diferenciaron, sin embargo, de la movilización de la CTA opositora del jueves, a la que adhirieron la IS, el PO y su Coordinadora Sindical Clasista.

“No podemos marchar junto a policías cuando conmemoramos a los militantes asesinados en 2001”, explicó a la nacion el diputado bonaerense Christian Castillo, en referencia a los vínculos de la CTA con una de las entidades que reivindica la sindicalización de los policías bonaerenses. Y denunció: “El Gobierno pactó el aumento a los policías para que repriman los reclamos de los trabajadores”.

Consultado por la situación de los petroleros santacruceños condenados, el delegado Rubén Matu, de la autopartista Lear, explicó: “No podemos permitir un ataque contra la clase trabajadora como el que ocurrió, tenemos que responder con más lucha”.

Pasadas las 17, había comenzado la concentración en 9 de Julio y Avenida de Mayo, donde se rindió homenaje al militante de Correpi Carlos “Petete” Almirón, asesinado el 20 de diciembre de 2001 durante las protestas. Media hora más tarde, las columnas del PTS, de delegados gremiales de Kraft, Donnelley y otras empresas, representantes de Ademys, ATE sección sur, organizaciones estudiantiles y otras agrupaciones de izquierda marcharon hasta la Plaza de Mayo, donde se leyó un comunicado conjunto y tomaron la palabra 22 oradores.

Al frente de la movilización marcharon el diputado nacional Nicolás del Caño, el metrodelegado Claudio Dellecarbonara y María del Carmen Verdú, entre otros. Las columnas cubrieron unos 150 metros de la avenida Rivadavia, con una concurrencia estimada en 3000 personas.

LOS RECLAMOS

Entre los discursos pronunciados por representantes de trabajadores destacaron reclamos por un doble aguinaldo, reapertura de paritarias, salario mínimo de $ 8500 y un pedido a las centrales sindicales por la organización de un plan de lucha y una huelga general. Distintos referentes gremiales consultados por la nacion evaluaron que la conflictividad crecerá en febrero y marzo. Hay una fuerte expectativa por las paritarias de estatales que, creen, tras el aumento otorgado a policías provinciales, llegará este año con un fuerte ímpetu combativo.

El último orador fue Ramón Cortez, trabajador petrolero de Las Heras, condenado a cadena perpetua. “Nos torturaron, nos quisieron quebrar, pero no lo lograron; vamos a luchar hasta las últimas consecuencias por nuestra libertad y por el desprocesamiento de todos los luchadores”, señaló.

arton24487

Este 20 de diciembre se cumple un nuevo aniversario del levantamiento popular que tiró abajo al gobierno de De la Rúa. Antes de irse en helicóptero jaqueado por las movilizaciones, mandó a la policía a descargar su furia sobre los manifestantes asesinando a más de 30 compañeros. Sin embargo, ni estas muertes ni el Estado de Sitio pudieron impedir la caída de un gobierno repudiado por el pueblo.

Este nuevo aniversario se da en una situación especial, no es uno más. Hace pocos días un Tribunal de Santa Cruz dictó la sentencia de prisión perpetua contra los petroleros que en el año 2006 lucharon contra el impuesto al salario y contra la precarización laboral. Los asesinos del 19 y 20 de diciembre están libres, empezando por el propio De la Rua. Los petroleros, condenados a cadena perpetua. Esta es la justicia en el país y la provincia de los Kirchner.

Al mismo tiempo, hace apenas una semana terminaron los motines policiales donde en distintas provincias, las policías locales promovieron robos y sembraron el pánico en la población para conseguir con este método aberrante un aumento para sus ingresos e impunidad. Luego de los motines, se cuentan 14 muertos. Se trata de las policías que controlan el narcotráfico, la trata de personas, los desarmaderos y todos los negocios clandestinos. Cristina, Capitanich y los gobiernos provinciales pactaron con ellos y les dieron todas sus demandas. Pese a que muchos denunciaron la extorsión, cedieron a ella. Aquí no tuvieron diferencias. Los gobernadores K, De la Sota, el “socialista” Bonfatti, todos, oficialistas y opositores, se rindieron frente al poder policial.
Nosotros no apoyamos bajo ningún aspecto estos motines de las policías corruptas y del gatillo facil. No apoyamos a los responsables de las represiones a los trabajadores y denunciamos que ellos están implicados en la corrupción y los negocios sucios.

A diferencia del trato favorable que recibió la policía, los mismos gobernadores y Cristina se niegan a darle un aumento mínimo o tan sólo un plus de fin de año a los trabajadores estatales. Lo mismo hacen las empresas con sus trabajadores. La inflación que ya llegó al 30% en el año (40% en el caso de los alimentos) se comió gran parte del poder adquisitivo de los salarios y los planes del estado. Pero para el gobierno y los empresarios esto no amerita que los trabajadores nos llevemos un centavo más ni que se reabran los paritarias. Para los policías, aumento e impunidad. Para los trabajadores, nada. Contra esto están peleando los estatales y docentes en muchas provincias del país, reclamando con justicia un doble aguinaldo. Es necesario organizar una gran lucha nacional de los estatales, los docentes y de todo el movimiento obrero para conquistar esas demandas. Porque si hubo plata para las policías y hay plata para la deuda y los subsidios a los grandes empresarios, tiene que haber plata para que todos los trabajadores tengamos un salario mínimo igual a la canasta familiar que se ajuste por el índice de inflación para que no nos roben más nuestro salario todos los meses. Al mismo tiempo sabemos que si sectores empobrecidos participaron de los saqueos, los responsables son los gobiernos y las patronales que mantienen el desempleo, el trabajo en negro y la precarización. Por eso planteamos: Basta de pobreza, por un plan de obras públicas y viviendas populares para darle trabajo y casa a todos los desocupados. Basta de trabajo en negro y precario. Las centrales sindicales, tienen que abandonar su pasividad o su sumisión y deberían ponerse al frente de estos reclamos y organizar un verdadero plan de lucha para conquistarlos.

Te llamamos a marchar este 20 de diciembre, con el programa que hemos acordado en la convocatoria común de organismos de derechos humanos, organizaciones obreras, territoriales y partidos de izquierda. Nos concentramos en Avenida de Mayo y 9 de Julio a las 17 hs.

La CTA de Micheli, un papel lamentable

La CTA de Micheli no sólo dio su apoyo a los motines policiales sino que además cuenta en su “central” con un Sindicato policial que fue parte de estas acciones. A pesar de esta posición escandalosa, la CTA se dio la tarea de organizar la movilización en este aniversario del 19 y 20 de diciembre donde la policía asesinó a tantos compañeros. Peor aún, la propia CTA no fue parte de esas históricas jornadas del 2001 después de haber sostenido al gobierno radical. Ahora convocan a un acto para el 19 de diciembre donde como era de prever no denuncian los motines policiales. 
Además de esto la CTA no se propone organizar una movilización realmente masiva con miles de trabajadores. Si lo hubiera querido debería movilizar a masivamente a los trabajadores de sus sindicatos y debería haber convocado a los Sindicatos que no están en la CTA, a las internas combativas y todas las organizaciones independientes para organizar una gran marcha en común discutiendo un programa propio de los trabajadores. Lejos de esto organizó por arriba una marcha a la que irán pocos estatales y las agrupaciones que apoyan a la CTA. Esto es así porque la política de la CTA no pasa por desarrollar la movilización y la lucha sino por la búsqueda de un acuerdo con la Iglesia, las centrales y las patronales. Como dijo el propio Micheli “Nosotros estamos convocando a esta marcha para reclamar, fundamentalmente, que haya un espacio multisectorial de diálogo, que el Gobierno convoque a la Iglesia, a las centrales sindicales, a los empresarios, a las fuerzas de la oposición para discutir cómo resolvemos este bono de fin de año, cómo paramos lo que puede ocurrir y cómo prevenimos situaciones como las que ocurrieron la semana pasada” (La Nación 17/12).
El PO, nuestros compañeros del Frente de Izquierda, desgraciadamente optaron por subordinarse a la CTA, negociaron con ellos el acto por arriba y se negaron a dar una pelea en común con el PTS para que la convocatoria incluyera una clara delimitación de los motines policiales. 
El argumento que esgrimen es que de esta manera se estaría impulsando una lucha masiva por el salario mínimo de 8500 pesos para todos los trabajadores, como “conquistó” la policía y que por ello es un problema secundario que la marcha no denuncie el motín policial. Pero la verdad es que no se va a tratar de una acción masiva que de impulso a la pelea de cientos de miles por el aumento de salario. Si fuese así, pese a los enormes límites programáticos, participaríamos con las críticas del caso. Lejos de esto se trata de un acto político donde los principales organizadores vienen de apoyar un motín reaccionario y la convocatoria no lo repudia. De esta forma el acto de Micheli no servirá ni para desarrollar la lucha de sectores de la clase obrera (empezando por los propios estatales nucleados en ATE-CTA) y al mismo tiempo se negará a denunciar a la “maldita policía”. Será un acto político donde no se va a plantaer la lucha por impedir el fortalecimiento de una institución reaccionaria y represiva como las policías. Para cualquier organización de izquierda u obrera, el fortalecimiento de las policías represoras no puede ser un problema de segundo orden.

Por eso el PTS llama a parar con los estatales pero no va a concurrir a ese acto y convocamos junto a decenas de organizaciones y delegados obreros a movilizarnos a un acto independiente el 20 de diciembre. Llamamos a los compañeros del PO, IS y los demás grupos de izquierda a ser parte de esta movilización.

http://www.pts.org.ar/Declaracion-del-PTS-A-12-anos-de-la-Rebelion-Popular-este-20-de-diciembre-marchamos-por-Aumento

Publicado el 16/12/2013

Se trata de una causa completamente armada, declarada dos veces nula, a la que un fiscal que respondió siempre a los intereses políticos del Gobierno de la provincia resucitó y hoy consiguió su objetivo de condenar a los trabajadores. Para llegar a ello no dudó en justificar las torturas, llegando a decir que “para llegar a la verdad había que apartarse de la legalidad”.

Los condenados se vieron obligados a recibir la lectura del fallo en una sala separada de sus familiares y amigos, ya que el tribunal impidió el acceso de los mismos. Los familiares presentes escucharon la sentencia rodeados de efectivos de la Prefectura Naval y sin poder contar con el acompañamiento de los diputados del Frente de Izquierda Nicolás del Caño y Néstor Pitrola, a quienes el tribunal les impidió el ingreso.

Elia Espen, madre de Plaza de Mayo, y Alejandrina Barry, hija de desaparecidos e integrante del CeProDH, quienes sí pudieron ingresar, dieron testimonio de este desgarrador momento que vivieron los familiares al conocer este aberrante fallo, que por el momento no será de cumplimiento efectivo hasta tanto el mismo no quede firme.
El hecho de que los compañeros condenados mantengan aún su libertad hasta que se resuelva la apelación que presentarán sus abogados defensores debemos aprovecharlo para redoblar en estos meses, de manera inmediata, la campaña por tirar abajo esta injusta condena.

Un salto histórico en la persecución a los luchadores

Semejante fallo, luego de un juicio plagado de irregularidades sin otra prueba que los testimonios obtenidos con torturas y apremios ilegales, solo es entendible por el poder de chantaje de las fuerzas represivas y de las multinacionales petroleras a las que presta su servicio el Gobierno. Mientras los gobernadores kirchneristas y los de la oposición se arrodillan ante el chantaje policial, hoy condenan a los petroleros de Las Heras y siguen procesados más de cinco mil luchadores en todo el país.

En momentos donde los Gobiernos comienzan a aplicar ajustes y la inflación carcome nuestros bolsillos, aplican este fallo con el objetivo de amedrentar a los trabajadores que se organizan y luchan para que la crisis no se descargue sobre sus espaldas. Por el contrario, las organizaciones que venimos realizando una gran campaña nacional en distintos lugares del país en solidaridad con esta causa, acordamos redoblar nuestros esfuerzos para lograr la absolución de los compañeros. En este sentido, nos comprometimos en dar un primer paso aprovechando el aniversario del 20 de Diciembre para que ese día nos movilicemos miles en todo el país para gritar bien fuerte “¡Absolución a los petroleros de Las Heras!”.

Esta es la propuesta que llevaremos desde el PTS y otras organizaciones el próximo martes a la reunión que se realizará en Buenos Aires del comité por la absolución de los compañeros.

Desde Caleta Olivia:
Nicolás del Caño, diputado nacional del PTS en el Frente de Izquierda
Alejandrina Barry, hija de desaparecidos y miembro del CeProDH
Charly Platkowsky, delegado de LAN
Mariela Pozzi, delegada de FOETRA Buenos Aires
Ivan Marín, PTS-Chubut
en nombre de los más de treinta dirigentes obreros y estudiantiles del PTS que viajaron para participar de la movilización al juzgado ante el dictado de la sentencia.

Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 13/12/2013

A las Madres, a Hebe de Bonafini, Inés Vázquez, responsables y docentes de la UPMPM, a nuestros compañeros, a la sociedad en general.

Nos expresamos a través del presente comunicado, tras el evento de público conocimiento, ocurrido el viernes 06/12/2013, en la revista de la Asociación Madres de Plaza de Mayo “Ni un paso atrás”, en la cual la Sra. Hebe de Bonafini entrevistó al General Milani, acusado de genocida por su participación en los operativos macabros de la última dictadura militar que sufrió nuestro país, donde no sólo hubo nula perspectiva crítica, sino que se reivindica la alianza de este nefasto personaje con la Universidad Popular Madres de Plaza de Mayo. Consideramos esto una traición a la historia y la lucha de nuestros compañeros y compañeras desaparecidos en los años más oscuros de nuestra historia

Nosotros, como estudiantes de Trabajo Social de la misma, repudiamos el acto anteriormente mencionado, ya que consideramos que una Universidad que nació de la incansable lucha por los derechos humanos, nunca debió establecer complicidad con un represor de la dictadura militar , y mucho menos invitarlo a formar parte de nuestra universidad, la cual creemos debió permanecer  intocable ,más allá de cualquier giro político.

Este tipo de conductas, que se presentaron sobre todo a partir del alineamiento de las Madres con el gobierno kirchnerista, ha hecho que muchos compañeros realmente valiosos, y verdaderamente comprometidos con la lucha, hayan tenido que dejar de participar de este ámbito, en otro momento soñado para formar cuadros revolucionarios.

Es por este motivo, que nos solidarizamos con los docentes Alberto Guilis y Raquel Angel, ex docentes de la cátedra de Modernidad y Genocidio, quienes renunciaron a su cargo en un ejemplo de dignidad y coherencia para con su ideología, sin mencionar el respeto que le tuvieron a toda la comunidad académica.

30.000 compañeros presentes, ahora y SIEMPRE.

Compañeros de Trabajo Social de la UPMPM.

Lucha de clases

Entre los (muchos) mitos del peronismo (es decir, de los mitos de una de las más fuertes ideologías reformistas de la Argentina) encontramos el de la “armonía entre las clases” y la del “Estado regulador” y/o “neutro”; “árbitro” entre los diferentes intereses de la sociedad.

Esta visión es la que expresa, desde la “izquierda kirchnerista”, la socióloga politóloga María Esperanza Casullo en una columna en Infobae, publicada también en Artepolítica, titulada “¿Quién y cómo podrá reunirnos?”.

Allí Casullo propone ver que los recientes saqueos, en medio de los motines y “lock outs” policiales “Tampoco son solamente emergentes de situaciones de pobreza; después de todo, un patrón que se advierte es que el par sublevación policial/saqueo ocurrió primero en ciudades relativamente “ricas” como Córdoba Capital, Rosario, San Juan o Catamarca.” A esta altura de los acontecimientos es claro, evidente que hubo “aliento”, “preparación”, coordinación en muchos de los saqueos; es decir: estuvieron preparados y fomentados por las mismas policías y/o punteros políticos (por ejemplo un comunicado Susana Fiorito, de la Biblioteca Popular de Bella Vista, señalaba el “armado” y ejecución de los saqueos con toda clase de vehículos en Córdoba, con comercios extrañamente “resguardados”, etc.). Pero es extraña la conclusión de Casullo, aunque “lógica” si se propone desconocer las realidades del país, bajo el argumento de que los hechos se dieron, “al comienzo”, en “ciudades relativamente ricas”: ¿acaso la socióloga politóloga desconoce los “cordones” de pobreza, las villas y “periferias” que existen en esas tres provincias y en la ciudad que menciona?

Más allá de este “pequeño detalle”, Casullo quiere ir a otro punto, a “un tema estructural”: a los antiguos “espacios compartidos” entre las clases sociales: “cuatro fundamentales instituciones policlasistas: la escuela pública, el hospital público, la conscripción obligatoria y el centro de la ciudad”. Incluyendo al fútbol –como un fenómeno de “efecto integrador”(!?)–, añora esa historia lejana de (inevitables) encuentros, allí, en esos espacios, de “unos” con “otros”.

Sin embargo Casullo no menciona algunas cosas: que esa historia de “espacios compartidos” se terminó con el avance del neoliberalismo, especialmente en nuestro país desde la década de 1990, con las privatizaciones y la cesión de servicios esenciales del Estado, como la salud y la educación, y con la proliferación de “espacios privados” –para las clases ricas– con los countries y las torres exclusivas de lugares como Puerto Madero (donde moran no solo los empresarios sino también altos funcionarios del gobierno nacional y del macrismo). Ampliándose la brecha entre ricos y pobres, hasta las clases medias y sectores de los trabajadores debieron acudir, ante la degradación brutal de la salud y educación públicas, a los colegios privados y a los sistemas de salud pre-pagos y de las obras sociales (allí donde la burocracia sindical, transformada en empresaria, se hace su agosto).

Tampoco reconoce Casullo que, en estos 10 años de kirchnerismo, en la autoproclamada “década ganada”, los únicos que realmente ganaron (“llevándosela en pala”, CFK dixit) fueron los dueños de la tierra, los banqueros, los industriales y las multinacionales, sin revertirse sustancialmente la situación de los “servicios públicos” destruidos tras la ofensiva neoconservadora liberal: los hechos del transporte ferroviario (las denuncias permanentes de los trabajadores y usuarios, los choques de Once y Castelar, que dejaron decenas de muertos y centenares de heridos) son la muestra más clara de esto.

Podríamos preguntar(nos) ¿qué es la ciudad? ¿Qué es ese espacio en el que (obligadamente, por un salario) trabajamos, (mal)vivimos y tratamos de esparcirnos, recrearnos, “cultivarnos”? El marxista Henri Lefebvre, en un trabajo de 1970, La revolución urbana, recordaba las críticas de los arquitectos y urbanistas soviéticos en el período previo al stalinismo, a comienzos de la década de 1920, a las modernas ciudades capitalistas (todavía no llamadas megalópolis). Aun siendo parciales, esas críticas señalaban con crudo realismo que “El orden urbano contiene y disimula un desorden fundamental. La gran ciudad es un conjunto de vicios, poluciones, enfermedad (mental, moral y social). La alienación urbana recubre y perpetúa todas las alienaciones. En ella y por ella, la segregación se generaliza: por clases sociales, por barrios, profesiones y edades, por etnias, por sexos. Muchedumbre y soledad”. En las grandes ciudades y sus periferias, bajo el capitalismo, donde las grandes masas se concentran (y hacinan) y el Estado y los gobiernos las “regulan” (o tratan) y controlan (o tratan) con todos los medios a su alcance, “El espacio es precioso: costoso, lujo y privilegio”. Por ello –los asalariados y sectores populares– carecemos de él.

De ahí que sea imposible que el Estado modifique radicalmente las estructuras del espacio, funcionales al antagonismo de clases, donde una clase trabaja y la otra vive de los frutos de ese trabajo, gracias a la propiedad privada de los medios de producción que el Estado (de nuevo: capitalista) y los gobiernos protegen y garantizan. Por el contrario, el espacio se transforma al calor de los flujos de capital y sus intereses: “sojización” y ampliación de las “fronteras agrarias” para ese cultivo (en desmedro de pequeños productores, familias campesinas y pueblos originarios); gentrificación (desplazamiento de poblaciones de barrios pobres por sectores de mayor poder adquisitivo); hay toda clase de especulaciones inmobiliarias; costosos alquileres de viviendas que a los sectores asalariados les consumen, en promedio, un 40% de sus ingresos; la permanencia de las villas miseria y barrios pobres en todo el país; la ausencia de la más mínima “planificación urbana” (lo que ha permitido las últimas inundaciones, con decenas de muertes), etc., etc., etc. ¡Vivimos en una (peligrosa) “Argentina slum!“Si hay conexión entre las relaciones sociales y el espacio, entre los lugares y los grupos humanos, sería necesario, con el fin de establecer una cohesión, modificar radicalmente las estructuras del espacio”, dice Lefebvre. Por ello, la única manera de que haya nuevas estructuras espaciales, acordes a las necesidades de los trabajadores y sectores populares, es terminando con la propiedad privada de los medios de producción, distribución y cambio; (re)organizando la economía (la producción y el consumo) de acuerdo a un plan racional, realizado por los mismos productores: la clase trabajadora.

Desvanecidos (en un proceso irreversible) los “espacios compartidos” (¡de clases antagónicas!) que señala Casullo, como colegios y hospitales públicos (o “el centro” –donde sin embargo nunca dejaron de mostrarse los antagonismos clasistas: “el domingo a la tarde [con] la alta sociedad que salía de Misa en la Catedral[, y] con las familias que iban a tomar un helado con lo que habían ahorrado en la semana”–), la socióloga politóloga se ilusiona sin embargo con que haya “un alguien” (¿el Estado, un gobierno?) que nos dé (que nos mienta con) “nuevos mitos” en pos de alguna clase de armonía social: “todos somos hermanos”(!?). Una quimera que la ciudad moderna (capitalista y clasista), regenteada por los Estados nacionales a favor de sus socios, los capitales privados, jamás (nos) podrá(n) dar.