Indignación (acerca de las “remeras machistas”)

Publicado: enero 20, 2011 de Demian Paredes en Actualidad, Debates, Mujer

Furia, bronca, desazón, estupor. Asombro. Son algunas de las cosas que a uno le surgen cuando se entera que en las principales ciudades del país (La Plata, Córdoba, Mar del Plata) se comercializan remeras con mensajes machistas, violentos y degradantes. (Se podrían hacer largas y profundas disquisiciones sobre la cultura, el patriarcado, lo simbólico y las subjetividades en el “nuevo siglo”. Pero preferimos comentar brevemente el asunto y que se expresen más opiniones en los comentarios.)

Que a la mujer hay que pegarle para que no hable; que hay que ponerle el cinturón de seguridad del auto… en la boca; que su cabeza puede ser “de uso exclusivo” como pelota de fútbol (pasión varonil si la hay…), o directamente que las iniciales de “esposa” (wife) indican cómo satisfacen (las mujeres) las necesidades del hombre…

“No me explico cómo alguien se las pone, o las compra, la fabrica o la exhibe impunemente en una vidriera del centro, o de cualquier parte de una ciudad”, dijo el abogado de DDHH que descubrió esto y lo difundió. Más lamentable aún fue lo que respondió la mujer encargada del comercio mayorista de estas remeras: “Es una remera muy graciosa, nada más. No incentiva la violencia contra las mujeres: incentivar la violencia es lo que hace el boxeador La Mole Moli por televisión, que dice que le pega a su esposa y lo sigue todo Córdoba y el país. Al lado de eso, nuestra remera es una flor”.

(Lamentablemente es cierto esto: el bailador triunfante del programa de Tinelli admitió haber tenido “problemas con el alcohol” y ser “agresivo” con su pareja. Su mujer en vez de denunciarlo y separarse, lo siguió “bancando”, como “soporte”, a este ex guardaespaldas de otro exponente mediático del machismo y el sexismo: Ricardo Fort).

Por supuesto que tanto esta empresa fabricante como los mismos facho-mediáticos se merecen todo nuestro repudio (¿algún escrache?). Este hecho escadaloso de las remeras machistas representa, simbólicamente, lo que ocurre en la realidad… Simbología, actitudes y expresiones machistas, abiertas o sutilmente, están en todos lados. Incluso presiona, se “filtra” –inevitablemente-, dentro las organizaciones revolucionarias.

Por ello también cabe una reflexión acerca de cuánto reproducimos y/o podemos combatir, dentro de las propias filas de los militantes marxistas, los trabajadores y la juventud combativa, todas estas miserias consustanciales al sistema capitalista, funcionales a la explotación, la opresión y la dominación burguesa. Miserias que más o menos, consciente o inconscientemente, se pueden (y suelen) reproducir entre los militantes de organizaciones revolucionarias.

Ya que, como planteara nuestra compañera, dirigente del PTS y de Pan y Rosas, Andrea D’Atri: “Parafraseando a Marx, podemos decir que no puede liberarse quien oprime a otros.

Los revolucionarios y revolucionarias peleamos por una nueva sociedad, cambiando de raíz el sistema capitalista, patriarcal y opresor (lo que permitirá que surjan nuevas generaciones, mejores, de hombres y mujeres). Pero también promovemos desde hoy, en el presente, en la vida y la militancia cotidiana, y en las luchas, la solidaridad y el respeto mutuo, las relaciones fraternas y la abnegación y esfuerzo militantes, como condición necesaria para ser más fuertes para poder luchar contra el sistema.

 

comentarios
  1. fedeberg80 dice:

    La Mole Moli da consejos sobre mujeres en una publicidad de Axe. Repugnante.

  2. La pagina de tu Blog se ha actualizado…

    [..]Articulo Indexado Correctamente en la Blogosfera de Sysmaya[..]…

  3. vale dice:

    Cómo se puede pensar en Revolución si se discrimina a la mujer? Ni siquiera en sociedad igual…
    Qué casualidad sacar el libro con el nombre de tu blog en el bondi, no?
    Espero que te acuerdes de quien escribe!!
    Muy buen blog, compay!
    Beso

    • Ale Fernandez dice:

      El hecho de que tengas una palabra para “mujer” significa que la estás discriminando. De lo contrario, no necesitarías una palabra para diferenciarla de las personas o cosas que no son mujeres. La discriminación de las distintas manifestaciones de la realidad material es la única herramienta de conocimiento de la realidad, no se vuelvan idealistas.

  4. vale dice:

    No se publicó el anterior, no? Que hago mal?

  5. El Diablo dice:

    Hola Vale, gracias por pasar. Al final la casualidad dio sus frutos. Espero que sigas pasando y comentando. Un abrazo, D

    • madidip dice:

      Estoy de acuerdo, hay que hacer un escrache! Lo más terrible es que el machismo y la opresión está tan naturalizado en la sociedad, que terminan justificándose de alguna manera como si fuera sólo un chiste pasajero. Pero el machismo es real y concreto, las mujeres mueren en su mayor porcentaje por violencia perpetrada por sus parejas, que de enfermedades como el cáncer, somos tratadas como objetos sexuales y tenemos que padecer acosos de jefes, compañeros de trabajo, y ganar un sueldo menor por la misma tarea. Las mujeres somos también las que soportamos en mayor porcentaje los trabajos precarios, y mal pagos con jornadas de 12 horas o más! Las que tenemos que hacernos cargos del cuidado de los hijos y de las tareas del hogar como si fuese una tarea natural de la mujer! Pero nadie dice de las tantas veces que las mujeres levantaron la cabeza para luchar por sus derechos, por eso me parece interesante la proyección de los compañeros de Contraimagen del viernes 28 a las 18 hs, sobre el rol de las mujeres en la comuna de oaxaca mexico.

  6. Adrita dice:

    “… Los revolucionarios y revolucionarias peleamos por una nueva sociedad, cambiando de raíz el sistema capitalista, patriarcal y opresor (lo que permitirá que surjan nuevas generaciones, mejores, de hombres y mujeres). Pero también promovemos desde hoy, en el presente, en la vida y la militancia cotidiana, y en las luchas, la solidaridad y el respeto mutuo, las relaciones fraternas y la abnegación y esfuerzo militantes, como condición necesaria para ser más fuertes para poder luchar contra el sistema.”
    ¡Muy bueno lo que decís Demián! Me alegra leer a “petisos” que opinan como vos (lo de PeTiSos a ésta altura de mi vida va cariñosamente)
    Sólo permitime una duda, ¿mejores? mmm ¿no te parece que suena a superiores? ¿por qué “mejores”?
    Te cuento que los leo desde que un amigo me mandó un mail que me enojó bastante y les escribí, a partir de ahí no puedo evitar pasar por acá y aunque no coincido en algunas cosas aprendí que a veces lo que más importa son los hechos y no alguna que otra palabra que puede sonar soberbia o fuera de lugar.
    Beso

    • Demian dice:

      Adrita: digo “mejores” porque estamos bastante arruinados “gracias” al capitalismo.
      El sistema degrada las mismas relaciones humanas, en el marco de la explotación –rutinaria, repetitiva y sin creatividad- del trabajo asalariado (que provoca lo que se conoce como alienación), y la opresión y miserias como la desocupación, precarización, “favelización”, etc.
      A esto hay que sumarle el machismo, el sexismo y otros “males sociales”: el alcoholismo, el pensamiento místico-religioso (un “más allá” después de la muerte), etc. Y además, sumemos a esto el “consumismo” e “individualismo” de las últimas décadas, genuino producto del neoliberalismo (fragmentación-atomización de los trabajadores y trabajadores; competencia individual entre ellos), en Argentina y en el mundo.
      Si bien todo esto tiene que comenzar –a escala de masas- a cambiar tras una revolución social triunfante, que expropie a los capitalistas –desarrollando un Estado en transición al socialismo y al comunismo- y se expanda y consolide a escala internacional, eso no significa que desde hoy los que militamos en el marxismo no podamos ser conscientes justamente de cómo venimos arruinados por el sistema, y cómo entonces tratamos de cambiar –dentro de ciertos límites que acá sería muy largo discutir- rasgos, actitudes y acciones machistas, por ejemplo. Todo con el fin de “mejorar” o superarnos, si se quiere –ojo: no “ser superiores”, como preguntás- como revolucionarios.

      Saludos y gracias por comentar. Que sigan los intercambios sobre éste y otros temas.
      Demian

      posdata: hay un interesante texto de Trotsky, donde éste dice: “Tomamos a los hombres tal como los ha creado la naturaleza y como la antigua sociedad los ha educado en parte, y en parte estropeado. En el seno de ese material humano vivo, buscamos donde asentar las palancas del partido y del estado revolucionario” (http://www.ceip.org.ar/160307/index.php?option=com_content&task=view&id=700&Itemid=114).
      Los textos de Trotsky creo que sirven –entre tantos otros textos marxistas de y sobre la década de 1920 en la URSS, como el de Wendy Goldman que editó recientemente el IPS y Pan y Rosas (http://andreadatri.blogspot.com/2011/01/proposito-de-la-mujer-el-estado-y-la.html)- para ver el poder que tiene el Estado –que como “herramienta” tiene que tender a extinguirse-, en manos de los trabajadores organizados democráticamente, para desarrollar políticas que mejoren los “problemas de la vida cotidiana”. A fin de cuentas, es el motivo por el cual militamos los marxistas para acabar con la sociedad de clases y el capitalismo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s